Archivo de la categoría: La vida misma

La niña se va al mar

Debería ser la víspera del 28 de febrero de 1986. Yo tenía 13 años y cursaba 8 de E.G.B. Me tocó leer un poema de Alberti en la fiesta del Día de Andalucía. “La niña se va al mar”. Todavía … Seguir leyendo

Publicado en Cháchara de maestros, La vida misma | Etiquetado | Deja un comentario

Winter is coming

Eso reza el mantra de Juego de Tronos, pero desde tiempo inmemorial el frío llega, no atraído por una serie televisiva, sino con las lavanderas blancas. Hasta ayer no me percaté de una de ellas. Debe ser que estoy un … Seguir leyendo

Publicado en Ciencia, La vida misma | 1 Comentario

¡Un calentureroooooo!

¡Qué cosas tiene la vida! Se lleva uno desde la más tierna infancia huyendo de una especie de abejorro, y a los 40 años descubre que se trata de una mariposa. Sí, amigos. El famoso calenturero, ese que nos hacía … Seguir leyendo

Publicado en La vida misma | 1 Comentario

Olor a primeras lecturas

– Antonio, ¡no te bajes del umbral! – No, abuela. Un niño de unos cuatro años mira como el director del colegio cierra la cancela. Puede ser septiembre y algo más de las nueve. La cancela es verde y mucho … Seguir leyendo

Publicado en La vida misma, Lecturas | Deja un comentario

Vivir es fácil con los ojos cerrados

Todos necesitamos un campo de fresas eterno donde refugiarnos. Apurar y saborear cada momento de tu vida. Maestros que te dejaron marca. No tener miedo a sentir. Abrirte en canal y darte a los otros sin miedo. Cerrar los ojos … Seguir leyendo

Publicado en La vida misma, Podcasts | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Somos formidables

No hay personas buenas o malas. Hay momentos en la vida. Por eso quiero vivir en una sociedad que cree las mejores condiciones para que todos sus ciudadanos desarrollen todas sus capacidades, en una sociedad con segundas y terceras oportunidades. … Seguir leyendo

Vídeo | Publicado el por | Etiquetado , | Deja un comentario

Las Nieves de Olivares

Si te dijera que mi pueblo, Olivares, tiene un nexo de unión con Roma, París, Madrid y Sevilla, seguramente dirías que eso es imposible. Si además añadimos a estas cuatro importantes ciudades europeas, los nombres del Conde-Duque, Murillo o Napoleón … Seguir leyendo

Publicado en La vida misma, Uncategorized | Etiquetado , | Deja un comentario